Alopecia androgénica o calvicie común

La alopecia androgénica también es conocida como alopecia androgenética, alopecia prematura o calvicie común. Afecta a un gran porcentaje de hombres, mientras que en las mujeres es menos frecuente. Se desconoce cuál es su causa exacta, aunque se sabe que la herencia juega un papel importante y que la caída del cabello está influida por la acción de unas hormonas denominadas andrógenos.


Los andrógenos son las hormonas que ocasionan la aparición de los caracteres secundarios masculinos y que están implicadas en la alopecia androgénica o calvicie común. En el hombre, la caída del cabello se puede iniciar a partir de la adolescencia y se produce primero en la coronilla y luego en la región frontal, dando lugar a las entradas. Puede ocurrir que en una última fase esta alopecia pase de ser no cicatricial a ser cicatricial, lo que supone que el proceso deja de ser reversible y no responde a ningún tratamiento.

Si esto ocurre, únicamente puede solucionarse trasplantando folículos vivos de otras zonas hacia las áreas afectadas. En la mujer la calvicie prematura no es tan notoria, se da en la parte delantera del cuero cabelludo y se caracteriza por el enrarecimiento del cabello en dicha zona. En muy pocas ocasiones llegan a tener zonas completamente despobladas.

Las responsables de la caída del cabello en este tipo de alopecia son la enzima 5-alfa-reductasa y la hormona testosterona. La enzima convierte la testosterona en dihidrotestosterona (DHT), que es la que se produce la reducción de los folículos y la rigidez de las membranas del cuero cabelludo. Los folículos reciben así menos irrigación sanguínea y los nuevos cabellos nacen más finos y débiles de lo normal. En una última fase, los folículos mueren y el cabello ya no vuelve a crecer en esa zona. Según los estudios realizados, la calvicie no se produce por que existan niveles altos de DHT, si no porque los folículos presentan una especial sensibilidad frente a ésta.

Simplificando el proceso, lo que sucede en los hombres predispuestos genéticamente a la caída del cabello es que se reduce la duración de la fase de crecimiento del pelo (fase anagénica), los folículos disminuyen de tamaño y producen cabellos más finos, haciendo que la cantidad de cabellos visibles se reduzca.

Para medir el grado de calvicie común que se padece, se utiliza la escala Norwood.

Share this post